Breves de Roberto Arlt

1900-1942

…”No mire lo que hagan los demás. No le importe un pepino lo que opine el prójimo. Sea usted, usted mismo sobre todas las cosas, sobre el bien y el mal, sobre el placer y sobre el dolor, sobre la vida y la muerte. Usted y usted. Nada más…¡Y será fuerte como un demonio entonces!”.