Poemas de Osvaldo Ángel Godoi.


SELECCIÓN DE POEMAS DEL LIBRO “48 CUECAS Y OTROS CANTOS” (AMÉRICA DEL SUR, SANTIAGO, 2011)


ELEVACIÓN.

No me agrando ni soy menos, dijo un resorte;
soy un poeta chileno,
vengo del Norte.

Entre piedras filudas y tierra seca, la soledad y el silencio bailan su cueca.

Los ríos son un hilo de agua sedienta.
el hombre siente el desierto
en su osamenta.

Tan secos son los cerros,
tanta es la sed!
cómo se sacia la nada,
dígame usted?

La cueca es sol ardiente, duna y pimiento,
zapateando la rutina
sobre el cemento.

Nos fuimos con las cuecas de un servidor!
–Más adelante les traigo
algo mejor–


A LO HUMANO

CUECA DEL DICOM.

Un paisano acogotado por sus deudas, enloquece.
El siquiatra ha confesado,
que sin duda lo merece.

El hombre, trastornado,
se cree un avión;
corre a poto pelado
dentro del mall.

Dentro del mall, caramba,
el pobre loco,
grita desesperado ”debo re’ poco”.
No es por ser agrandado:
Pague al contado.


CUECA DE LA CENA POPULAR.

Aquí le traigo, mijita,
una sarta de jureles,
harina, huevos y aceite,
chicotee los caracoles.

Le fileteo el pescado,
armo el batido;
fritanga de jureles
con harto vino.

Con harto vino,
sí venga mi vieja,
le hago el amor curado
sobre la mesa.

Espinas de jureles en los manteles.

CUECA DEL FLACO ULISES.

Una noche de verano
en el puerto de Caldera,
carreteando en la explanada conocí una sirena.

Su voz, su piel, su canto,
sobre la arena,
me quemaron por dentro,
como una hoguera.

Como una hoguera, mi alma fueron sus besos,
en la playa fue mía
hasta los huesos… …y desperté sin ropa sobre una foca.


A LO DIVINO


CUECA DENSA.

Busco absoluto en la cueca,
el infinito en sus versos.
Tal vez el arpa que suena unifique lo disperso.

El misterio en las venas,
sueño en los huesos,
y el espíritu anclado
dentro del seso.

Dentro del seso,
amigos vive la muerte,
y la eternidad corre
su misma suerte.

Afuera como adentro suena el tormento.


CUECA PERDIDA.

En mi búsqueda emprendida
el avance es retroceso;
a cada paso asimilo la vida
como un poseso.

El futuro está aquí
pasó el presente,
y en ese punto cuaja
mi propia muerte.

Mi propia muerte, ay sí no es,
y está siendo;
ignoro lo que busco,
aunque lo entiendo.

Ser es estar a tiempo dentro del cuerpo.


CUECA DE ROKHA TRES PATAS.

I


El poeta Amigo Piedra,
Pablo Patria, Pablo Huaso;
un hombrón que vivió su arte
a punta de rebencazos.

Su verdad fue tragedia,
pasión y hombría;
castigó al Universo, sin alegría.

Sin alegría, ay sí Padre violento, tu canto es nuestra furia,
nunca un lamento.

Alcemos nuestras copas:
Pablo de Rokha!

II

Moisés, Jesucristo, U Los Gemidos, Mundo a Mundo Suramérica, Ecuación, Los 13, Idioma del Mundo. Sátira,

El Canto de Hoy Cosmogonía, Arenga sobre el Arte Winetgonía. Winetgonía, ay sí Genio del pueblo, El folletín del Diablo Y Fuego negro.

Canto del macho anciano, Yo contra Yo.

III

No es leyenda, es hombre-mito, lo total que evoca un rayo: Herrero de la belleza, feroz como un latigazo.

No dejó Licantén nunca, Raimundo, aunque su voz tronante abarca el mundo.

Abarca el mundo, ay sí
“pueblo de piedras”,
razón del bosque virgen,
gran odisea.

Brama el huracán-hombre
en su Obra enorme.


CUECA LÚCIDA.

Confieso que en esta vida la demencia me procura; una nuez apolillada evoca su arquitectura. Sin razón y derrota, lógica al margen. Es caos en su origen, voz de la sangre. Voz de la sangre, ay sí la piel del asco y el lúcido ideal, beben del mismo vaso. Cuerdo, pero no tanto: Soy mi fracaso.

A LO PROPIO.

CUECA DEL PIRQUINERO
-TRES PATITAS-
a Osvaldo Godoi G. In memoriam.

I

En el maray de mi abuelo aprendí a ser pirquinero.
Bajo el sol del desierto,
marayaba el día entero.

Con los gramos de oro
de la molienda,
me compraba zapatos
para la escuela.

Para la escuela, ay sí
mis vacaciones
fueron también escuela
sin pizarrones.

Todo lo que he aprendido
lo he agradecido.


II

Barreta, cuña y un combo, capacho, casco y barreno: herramientas necesariaspara el rudo pirquinero.

Barretillas y palas, yaucas y chuzos,
guías y dinamita,
sánguche y puchos.

Sánguche y puchos,
sí cacho de ensayes;
todo el conocimiento
de los metales.

Lámparas a carburo
pa’l pique oscuro.

III

La vida del pirquinero es muy dura, pero es linda.
Es como la pella de oro en un túnel sin salida.

Siempre dentro del pique luz y alegría,
luchando por sustento
día tras día.

Día tras día, amigos, la silicosis mata a los pirquineros, no la cirrosis.
Vámonos del trapiche para el boliche!


CUECA DE LA CUECA TRES PATAS.

I

Aunque la cueca es alegre, convoca en sus elementos,
gracia, nostalgia y choreza; sudores de arpa y tormento.

La aviva una guitarra y un acordeón;
el piano eleva el baile con decisión.

Con decisión, ay sí vibra el pandero;
audacia en los cantores,
músculo y seso.

Cueca es comedia y drama en damajuana.


II


La cueca es lúcido sueño
La cueca es lógica y ritmo
La cueca es fuego en su leño
La cueca es un logaritmo.

La cueca es sutileza; hielo con fiebre.
La cueca no es tristeza; es llanto alegre.
Es llanto alegre, ay sí callo en las patas; es cueca intelectual pero calata.

La cueca mezcla todo siempre a su modo.


III


Para escribir una cueca hay que tener experiencia.
Su letra no es letra muerta, y escribirla es una ciencia.

El cantor que la canta no es un cualquiera.
Su voz, aunque no es santa, es verdadera.

Es verdadera, mi alma! bailemos cueca; vida en catorce versos, garganta seca.
Tres artes en escena:
Cueca chilena.


La Calera, (Chile) 2007 – 2010.-